Bajo el salto del Nervión

Publicado: 12 octubre, 2007 en Araba
 

  El sábado pasado estuve en el nacimiento del Nervión, pero no en la parte del monte Santiago, que es lo que conoce todo el mundo; sino que intenté llegar lo más debajo posible de la cascada, para pasar la mañana sacando fotos que normalmente no se ven, debido a que este cauce suele estar seco.
 
  Dejé el coche en el restaurante El Infierno, en el pueblo de Delika. Hay que buscar el sendero que comienza pasando el restaurante y que va junto al cauce del río. Pronto subimos una pequeña cuesta y cruzamos una alambrada por paso habilitado, que nos deja junto al famoso "Salto de Los Caballos". Se trata de una cascada que en épocas de lluvias resulta muy atractiva y en verano en cambio, atrae a la gente por el pozo que se crea en la parte baja.
 
  Continuamos la marcha por una amplia senda, con el circo del Nervión de frente guiándonos hacia nuestro destino. Nos rodean prados en los que pastan las vacas apaciguadamente; y el monte Santiago o Arando nos vigila a nuestra derecha. Llegamos a un puente de adoquines que deberemos cruzar para situarnos en la margen izquierda del río y de allí seguir por la senda de nuestra derecha, la que más cerca del cauce va. Nos deberemos mantener a este lado del río casi hasta el final, ya que es el que más fácilmente nos permite avanzar. Ahora si a lo que vamos es a intentar sacar fotos de pozas de agua verde transparente y cascadas, lo mejor que podemos hacer es arrimarnos al cauce abandonando el camino principal. No os preocupéis de perderos, que hay varios senderitos que nos guiarán; y además, ¿que mejor aventura hay que la de sentirse en un lugar completamente virgen?
 
  Si hemos elegido para nuestra visita un día posterior a varios de lluvias; cuando llevemos medio camino andado, podremos observar a nuestra derecha una gran cascada que nace de las entrañas del Monte Santiago. Si disponemos de una cámara con buen zoom, la foto será inmejorable. Ahora toca volver al camino principal, que cuando estemos muy avanzados ya, nos llevará hasta el propio cauce del río; obligándonos a cambiar de vertiente. A partir de aquí el camino será un auténtico zig-zag, obligándonos a cruzar el río una y otra vez saltando sobre las piedras; así que llevaros unas buenas botas si no os queréis mojar los pies. Cada vez resulta más duro el avance en la parte final del recorrido, pero las fotos también serán cada vez mejores; encontrándonos con toboganes naturales con un fuerte cauce de agua y cascadas inimaginables sobre la verde hierba.
 
  Ya vemos la cascada del Nervión sobre nosotros, y nos encontramos en un tramo de pequeñas cascadas consecutivas que nos recuerda a las gradas de Soaso en Ordesa. Una pared frente a nosotros nos hace finalizar la aventura; la podríamos trepar para seguir unos metros más hasta debajo mismo de la cascada del Nervión; pero está mojada y podríamos resbalar. Unas fotos al que era nuestro objetivo y volvemos a casa contentos de haber conseguido nuestro objetivo.
 
nerbioi003nerbioi004nerbioi005nerbioi006nerbioi012nerbioi018nerbioi032nerbioi043nerbioi049nerbioi054nerbioi060nerbioi062nerbioi069nerbioi073nerbioi082nerbioi083nerbioi085nerbioi086nerbioi087nerbioi089nerbioi091nerbioi095nerbioi096nerbioi097pano_nerbioi1pano_pozo1panoarando1

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s