Monasterio de Piedra y Calatayud

Publicado: 5 febrero, 2014 en Viajes
Etiquetas:, , ,

Hace unos meses nos fuimos a visitar el Monasterio de Piedra, que se encuentra en la localidad zaragozana de Nuévalos. El monasterio del siglo XII, se encuentra rodeado de un parque que fue declarado paisaje pintoresco en 1.945. Los bosques densos de ribera, un sin-fín de cascadas y la piscifactoría de truchas, son otros de los atractivos que nos sorprenderán allí; además del museo del vino que podremos visitar dentro del monasterio.

Según cuenta la historia, en el año 1.194 el rey Alfonso II donó el castillo árabe de “Peña Vieja” a los monjes cistercienses para construir un monasterio y así consolidar la fe cristiana en la zona. Un abad y doce monjes que provenían de la Abadía de Poblet, construyeron el monasterio a lo largo de 23 años. Desde entonces y durante casi 700 años (hasta 1.835) estuvo habitado por monjes cistercienses.

La entrada, si mal no recuerdo; nos costó unos 15€ y visitamos tanto el monasterio como el parque natural. En el monasterio pudimos ver el claustro, un curioso museo del vino, una exposición de antiguos carruajes y gran parte del propio monasterio. Al pasar al parque, la organización nos sacó unas fotos en plan “parque de atracciones”, que luego al salir las puedes comprar; además tienen aves rapáces con las que te puedes fotografiar también. Con estas mismas aves, suelen hacer una actuación según la época.

Un árbol con candados junto al puesto de entradas.

Un árbol con candados junto al puesto de entradas.

Restos del antiguo santuario.

Restos del antiguo santuario.

Claustro.

Claustro.

La cocina con las paredes llenas de hollín.

La cocina con las paredes llenas de hollín.

Alambique en el museo del vino.

Alambique en el museo del vino.

Prensa.

Prensa.

Bodegas.

Bodegas.

Representación de los monjes que trabajaban allí.

Representación de los monjes que trabajaban allí.

Esposición de carruajes.

Exposición de carruajes.

Nos podemos fotografiar con aves en la entrada del parque.

Nos podemos fotografiar con aves en la entrada del parque.

Nada más entrar, vimos cómo el parque en sí era como un oasis bañado por las aguas del río Piedra; encajonado en una hoyada y completamente cubierto por el bosque de ribera. Guiados por el mapa que nos dieron en la entrada, comenzamos a seguir el recorrido con la intención de visitar todas las cascadas; las cuales ya se dejaban intuir por nuestros oídos. Así pasaríamos primero por el Baño de Diana para llegar inmediatamente a la inmensa cascada La Caprichosa. Tras hartarnos a sacar fotos, cruzamos el puente de Los Vadillos y pasamos por la cascada de Los Fresnos Altos. Bajamos sus escaleras con el agua junto a nuestros pies, pasando por la cascada de Los Fresnos Bajos y terminar llegando a la cascada de Iris. Junto a esta, comienza la gruta que nos lleva por unas “pindias” escaleras a la cueva que hay tras la Cascada Cola de Caballo, de 50 metros. Un lugar impresionante. El camino nos llevó a continuación hacia la zona de piscifactoría, que bien alimentados parecen estar esos bichos… Tras llanear junto al lago que hacía un curioso efecto “espejo”, volvimos a ganar altura para visitar la cascada de Los Chorreaderos. Después nos dirigimos a ver la bonita cascada de La Trinidad, que al inicio nos la habíamos dejado de lado; y junto a ella la cascada Solitaria. Ya a la salida, pasamos por la cascada Sombría.

Plano en la entrada del parque.

Plano en la entrada del parque.

Cascada del Baño de Diana.

Cascada del Baño de Diana.

Paso hacia la Caprichosa.

Paso hacia la Caprichosa.

Cascada La Caprichosa.

Cascada La Caprichosa.

La Caprichosa en B&W.

La Caprichosa en B&W.

Los Vadillos.

Los Vadillos.

Camino a Los Fresnos Altos.

Camino a Los Fresnos Altos.

Los Fresnos Altos.

Los Fresnos Altos.

Vista de la cascada desde un poco más abajo.

Vista de la cascada desde un poco más abajo.

Los Fresnos Bajos.

Los Fresnos Bajos.

Bajamos a la cascada Iris.

Bajamos a la cascada Iris.

Cascada Iris.

Cascada Iris.

Escaleras de la gruta Iris.

Escaleras de la gruta Iris.

Vistas del barranco a la salida de la cascada Cola de Caballo.

Vistas del barranco a la salida de la cascada Cola de Caballo.

Parte alta de Cola de Caballo.

Parte alta de Cola de Caballo.

Interior de la cueva que hay tras la cascada.

Interior de la cueva que hay tras la cascada.

Mirando hacia la salida.

Mirando hacia la salida.

Cola de Caballo.

Cola de Caballo.

Dejamos atrás la cascada.

Dejamos atrás la cascada.

Llegamos a la piscifactoría.

Llegamos a la piscifactoría.

El lago hace efecto espejo.

El lago hace efecto espejo.

Seguimos jugando con los reflejos.

Seguimos jugando con los reflejos.

Y otra más.

Y otra más.

Fuente del Señor.

Fuente del Señor.

Cascada de Los Chorreaderos.

Cascada de Los Chorreaderos.

La Trinidad.

La Trinidad.

En blanco y negro.

En blanco y negro.

Cascada Solitaria.

Cascada Solitaria.

Cascada Sombría.

Cascada Sombría.

En el propio parque hay un restaurante con menú por unos 10€, así que aprovechamos a comer allí; en mi caso un plato típico como lo son las migas de pan; que ricas estaban… A la tarde visitamos la cercana ciudad de Calatayud, de claro arte mudéjar. Primero nos perdimos un poco por el centro, sin faltar a la visita del conocido Mesón de La Dolores, y pasando a tomar un café en la plaza del antiguo casco histórico, donde se aprecia claramente la inclinación de las casas. Luego subimos a la parte alta, pasando junto a antiguas bodegas; para tener una panorámica de la ciudad y sus castillos como lo son el Castillo de Doña Martina, el Castillo Mayor o de Ayyub, el Castillo Real o del Reloj y el Castillo de La Peña.

Puerta de entrada al casco de Calatayud.

Puerta de entrada al casco de Calatayud.

Casas del casco histórico.

Casas del casco histórico.

Casi todos los edificios están construídos con el mismo patrón.

Casi todos los edificios están construídos con el mismo patrón.

Interior de la iglesia.

Interior de la iglesia.

Mesón de la Dolores.

Mesón de la Dolores.

Plaza y edificios inclinados.

Plaza y edificios inclinados.

Vistas desde las bodegas.

Vistas desde las bodegas.

panorámica de todo Calatayud.

panorámica de todo Calatayud.


Y como el día no nos daba para más, tocaba retirada… una visita muy recomendable.

Más info:

http://www.monasteriopiedra.com/

http://www.calatayud.es/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s